27 de febrero de 2012

Aprendamos Wayuunaiki, I parte

Creo que este post merece ser el propio para el comeback a mi blog.
Decidí aprender Wayuunaiki por varias razones:
  1. Mi mente inquieta, con una piquiña permanente por adquirir conocimiento, busca un reto nuevo.
  2. Una de mis pasiones es aprender idiomas, ya con Wayuunaiki sería el sexto.
  3. Otra de mis pasiones es el conoocimiento libre, y hace falta desarrollar la plataforma (léase una Wikipedia) para que nuestros hermanos wayuús tengan como crear sus propios contenidos y tener acceso a información en su lengua nativa, tal como hacen los panas aymaras de Jaqi Aru.
  4. Es necesario compensar parte de la deuda moral que tenemos con los aborígenes de nuestra América, que fueron pisoteados y marginados desde la Colonia.
  5. Más exótico, imposible ;-)
Tenía tieeeempo buscando una manera de aprender wayuunaiki, específicamente desde Agosto de 2009, cuando luego de asistir a una charla sobre la Wikipedia en Mapudungun durante Wikimanía 2009 en una usualmente calurosa Buenos Aires me pregunté "y por qué coño no tenemos una wikipedia pa' los guajiros?", pero cuando regresé a Caracas, me di cuenta que era indispensable aprender wayuunaiki para poder tarducir la interfaz -y conseguir hablantes nativos no iba a ser una tarea fácil, tomando en cuenta que la mayoría de los wayuús viven a más de 1000 Km de distancia y los pocos en Caracas son en su mayoría analfabetas funcionales o y con limitado acceso a internet. Pero con lo porfiao y cabeza de ovejo que soy, iba a lograrlo one way or the other.

Poco a poco me he ido enterando del periódico Wayuunaiki, de la literatura Miguel Ángel Jusayú, de la labor que realiza la Fundación Wayuú Tayá de nuestra Patricia Velásquez y un día recibí un préstamo super valioso! Un tesoro!

Así como este malvado diccionario, que me hizo llamar a todas y cada una de las Tecni-Ciencia de la Gran Caracas ubicándolo. One of a kind, sin duda. 
 
Y para completar, ta raaaan! La Universidad Bolivariana mesma tiene un centro de idiomas que ofrece cursos de wayuunaiki! ¡Más feliz, imposible! Asi que un día pedí permiso a mi jefa para ir a inscribirme y voilà, a esperar el primer día de clase. Mas fino!

Ahora bien...el primer dia de clase fue una odisea. En primer lugar, las ganas de estudiar en una universidad suddenly became ansiedad a unos niveles tal que la mismísima Rosinés Chávez me habría tuiteado un #MaricoRelajate; pero, de pana! Así ocurrió todo:
  • 5:15 pm: Tomo un taxi desde la oficina a la UBV, para evitar las colas impredecibles, aunque el macilento taxista parecía que tenía un imán para conseguir las colas, incluyendo una en las Nalgas de Rómulo, donde nunca hay cola, excepto cuando hay crecidas en el Guaire.
  • 5:45: Me empiezan a tronar las tripas. Me aflojo la correa un poco y me pongo a revisar mi material de apoyo cual carajito que revisa la lonchera antes de ir al kinder.
  • 5:55: Me empiezo a poner tenso, porque no quiero llegar a la universidad nido del chavismo mas radical con la kipá puesta y de paso tarde a mi primer día de clase.
  • 6:04 pm: Me bajo en el semáforo y con toda mi congestión escatológica, salgo esmachetao pa'la entrada de la Bolivariana bricando entre los carros para que no me pisen.
  • 6:06 pm: Logro entrar a la Bolivariana. Empiezo a repetirme a mi mismo aquel mantra "estás acotumbrado a que te miren como a fenómeno de circo cuando cargas la kipá y los tzitzit; has caso omiso de las declaraciones del presidente en contra de los judíos, no le pares a los ataques a las sinagogas de Caracas ni a los insultos al origen judío de Henrique Capriles Radonski. Son estudiantes univeristarios y acá tu eres otro estudiante más. #RelajateMarico". Funciona.
  • 6:08 pm: Ya pasé el pasillo interminable. Llego al estacionamiento. Me llama la atención que hay como 250 motos y unos 40 carros; de esas 250, unas 200 son motos Bera y de esos 40 carros..35 son Toyota Corolla y ni un puto carro iraní. Los carros de los profesores universitarios son los mismos siempre, no?
  • 6:09 pm: La cola para tomar el ascensor al piso 8, donde se encuentra la Escuela de Idiomas "Rosa Luxemburg" (estoy seguro que esta gente no tiene NPI de que ella era judía) es más larga que peo de culebra. Como no fumo (la narguila no cuenta) decido subir las escaleras a paso redoblado; no llego con lengua de corbata, gracias a las últimas subidas al Warairarepano.
  • 6:20 pm: Llego al malvado piso 8. Mil carteleras, ninguna está bien señalizada, la gente se empuja para ver lo que está publicado..Wohoooo I'm back to colllege!!!
  • 6:25 pm: Ladillado de revisar ochorrocientas carteleras, decido entrar a la dirección y preguntar por las clases de Wayuunaiki. Una señora, muy amable, me dice "ay hijo, hoy no va a haber clase de wayú, discúlpeme. El profesor tuvo un inconveniente y no pudo venir, pero el miércoles si tendrán su clase". Aguantándome mi aneca, pongo mi mejor poker face y le digo "entiendo..pero bueno, pudieron haber mandado un mensajito para avisarnos y no echarnos el callo hasta acá"; con su misma cara sonriente, la señora me dice "el profesor es el que tiene los números de ustedes". #ElPropioPeloteo
  • 6:40 pm: Llego al metro. Retorno a casa.
  • 7:40 pm: Ya bañado y relieved, me siento a escribir este post mientras veo Suburgatory.
De pana que fue un fail mi primera clase de wayuunaiki, pero espero que la siguiente supere mis expectativas, en pro del conocimiento libre.  Además del próximo post con un saludito al menos en la lengua del grupo indígena más numeroso de Venezuela y Colombia :-)

1 comentario:

  1. Amigo, encontré este blog de casualidad porque yo también estoy interesado en aprender Wayuunaiki. Vivo en Orlando y esto me dificulta ir a clases. Encontré unas cartillas en Internet pero no tienen audio. Podrías contarme si pudiste aprender el idioma? También quisiera que si tienes algún material de estudio, especialmente si tiene audio, me lo enviaras a mi correo bonnellsturbay@hotmail.com. Un saludo, Hugo

    ResponderEliminar